... ...
Home / COAC 2016 / Bienvenido a la Comunidad de los Doce: La lucha continúa

Bienvenido a la Comunidad de los Doce: La lucha continúa

Penúltima noche de cuartos. Una noche completa, que nos ha dejado grandes momentos de emoción, reafirmaciones y muchas sorpresas.

Crónica 29-01-2016

Comenzaba la sesión el coro de Nandi Migueles Coroterapía. Ha sabido el autor jugar perfectamente de la mano del coro, con el antídoto perfecto para sanar todos los males en estas fechas. Con su punto venenoso, como cualquier terapia, que ha venido en este caso de la mano de los pasodobles. El primero, un grito a esas mujeres que aguantan matrimonios en los que el marido ha dejado de portarse como un hombre. Que el maltrato no es solo físico. ¡Qué despierten! “Para que necesitas a ese hombre si jamás te ha llevado a la luna”.
Una crítica a los independentistas en el segundo, haciendo un maravilloso símil entre el coro y el país.
Irregulares la tanda de cuplés, siendo el primero más flojo a pesar del punto pícaro, y pegando más en el segundo en referencia a la mascada del Selu en este pase. Frescura que la gente sin duda sabe apreciar.

En segundo lugar, asaltaba las tablas La Comunidad de Jesús Bienvenido.  Una historia la de este año, que quizás no llegó del todo en preliminares, y que ha conseguido calar mejor en este segundo pase. Inconfundible tinte canalla tanto en presentación como en popurrí lo cual hace que nos enganche más y más, poco a poco.
Pero sin duda el punto fuerte del pase ha estado en los pasodobles. Golpe sobre la mesa del autor, que sin populismos, ha cantado en la línea de sus ideales como siempre hace. Como es habitual, colocan pistas como antesala de cada pasodoble adelantando el tema de cada copla. Que más da, porque en Bienvenido lo importante no es a qué o a quién canta sino como lo hace, y ahí es donde sabe darle su toque.
Desgarrador el primero sobre la memoria histórica, y emotivo homenaje al alcalde de Cádiz y antiguo componente de la agrupación, en el segundo. Se le ha cantado mucho en lo  que llevamos de concurso pero sin duda, no se había escuchado ninguno con tanto corazón.
Bienvenido, fiel a él mismo y a su grupo.
Buena tanda de cuplés, al proceso de selección de las ninfas, y jugando a los parecidos de su tipo que rematan con el Kichi en el segundo.
Imposible pasar desapercibido de nuevo la incorporación de Milián Oneto. Voz fácilmente reconocible aunque maravillosamente adaptada al grupo. Con gusto y sin necesidad de ser chillada, al contrario, manteniendo su seña.

Y ¿Qué se puede decir de la primera chirigota de la noche? De todo y de nada. Un grupo de jóvenes amigos, con una edad ya, que siguen viniendo a divertirse y esa es su fórmula mágica para seguir produciendo el mismo efecto en el respetable: Los que viven de gañote.
Flojillo el primer pasodoble en el que hacen un repaso por la modalidad, para rematar reclamando la vuelta del coro de la viña. Lo cual han compensado en el segundo con un emotivo homenaje a Miguel “el Mellao”. O más que un homenaje, un grito para que sepan que sigue vivo en ellos.
Buena tanda de cuplés que ellos con su interpretación hacen aún más grandes. El primero muy ingenioso sobre un terrorista que se cuela en Carranza y al ver el panorama (de pena), decide no actuar. El segundo con un toque picante sobre su mujer.

A.L.C.A.R.A.J.O. No se asusten que es la “Asociación Local de Comerciantes Asociados, Representados Arrejuntados, Juntos y Organizados”, o lo que es lo mismo: El cuarteto de Ángel Gago.
Muy buena la parodia que siguiendo el hilo de las preliminares, estos peculiares comerciantes abogados al cierre, ven un ápice de esperanzas gracias Keko, un ilusionado emprendedor seguro de su capacidad para remontar la economía de esa calle. Grandes golpes, al estilo sosegado del Gago, que han hecho mella (aunque fuese con retardo) en el aficionado.
Buena también la tanda de cuplés. En alusión al tamaño de las pantallas el primero, y de continuación con remate para la Teo en el segundo.
Grandioso el estribillo ironizando con lo fácil que es ser autónomo.

Y cerraba la primera parte de la sesión otra chirigota de Cádiz: No vayas a morirte antes que yo. Estas inseparables parejas vuelven al Falla con este son chirigotero de Cádiz, Cádiz.
De nuevo un pasodoble en esta noche sobre esas parejas que no se soportan y el respeto que se pierde en estos casos. Y el segundo, a los sanitarios: “Que tus errores se pagan con la moneda más cara”. Dura crítica a esos sanitarios que no están a la altura en sus trabajos con las consecuencias que esto conlleva.
Bien los cuplés también. El primero, una cómica historia acerca de esa parienta peluquera a la que ponen de condición un “final feliz” para dejarse pelar y… el final feliz acaba siendo el gol de Iniesta en el mundial.
El segundo un alegato al presidente de Cataluña que critica a los niños andaluces.
Simpático también el estribillo laureado ya por el público.

Abría la segunda parte de la función el coro de Valdés: En el nombre del pádel, del pijo y del espíritu franco, amén. El nombre ya tiene guasa, pero el repertorio queda muy a la altura. Genial.
Y se hizo el silencio para dar paso a su majestad el Tango. Lo mejor de su pase, los mejores de la noche. No hay duda.
Piropo a Cádiz el primero. Que también hacen falta y con esta dulzura más.
Pero el segundo…Ay! El segundo. Ha sido cantado desde lo más profundo de las entrañas, impulsado por los latidos del corazón y apoyado en suspiros. Majestuoso. A esa epidemia del siglo XXI como es la soledad de nuestros mayores. Unos mayores que lo han dado todo y que el ciclo de la vida, les ha privado de su más fiel compañero: “El amor de su vida, el más sincero, el verdadero, el verdadero…”, y que ahora viven en la oscuridad de la soledad, alumbrado por esos pequeños ratitos en los que sus familias se acuerdan de ellos. Ojalá que llegue, que pese y que no sea necesario cantarlo más. Sería buena señal.
En su línea y haciendo tipo la tanda de cuplés. El paso de la vuelta España por el segundo puente para el primero, y para un móvil con una pantalla grande va el segundo.
Estos pijos se han atrevido a subir a estas tablas de nuestra fiesta pagana para traer un coro muy estirado en apariencia, pero desbordados de guasa.

Camino de las dos de la madrugada, era turno para la comparsa de José M. Aranda, Miguel Ángel García y el Noly, Los Doce. Una lástima la hora que les ha tocado cantar en los dos pases que llevamos. Sería una de las más comentadas sin duda, si su suerte en este factor hubiese sido otra. A pesar de este matiz, es una comparsa que viene con fuerza y que lucha de tú a tú entre las grandes.
En una valoración general, iría de las primeras, pues enamora desde la idea. Doce componentes, como doce meses tiene el año y todos ellos empiezan y terminan en febrero. Pero si hay que resaltar, esta vez serán los pasodobles. Con esa introducción a caja y bombo, toda la pieza mantiene una armonía que pellizca el alma. Con fuerza pero cuidando cada nota.
En cuanto a letras, reprimenda a los carnavaleros y a su poco ímpetu por luchar por sus intereses, en el primero. Y en el segundo, todo parece indicar que será a las mujeres maltratadas: “No seas cobarde que tú eres la culpable por perdonar de nuevo”. Pero al final, da un giro de tuerca, y hace referencia al maltrato permitido al que estamos sometidos. Gran remate y magnífica forma de tocar el tema.
Simpáticos los cuplés, con Rajoy como protagonista el primero, y de tono pícaro el segundo.
Volvemos a repetir en este pase, y esperamos repetirlo un par de veces más, que el popurrí es una maravilla. Repasando lo mejor de cada mes del año gaditano, pero muriendo con febrero.

Las dos últimas agrupaciones de la noche venían desde la vecina localidad de Chiclana. En primer lugar, la chirigota Los Rebujitos. Ya dejaron muy buen sabor de boca en preliminares con un repertorio muy dinámico. Temas poco manidos en los pasodobles, lo que les da un valor añadido, aparte de lo bien construidos que están. El primero, de ánimo a esos componentes que tras no pasar de fase, la decepción les invade sin ver ni disfrutar de nada más. El segundo, a esa vida paralela que vendemos en las redes y que son tan frías como irreales, en la mayoría de los casos. Reivindicación a lo real y cercano.
Divertidos los cuplés en los que no podía faltar el negro del Whats app.
Hemos vuelto a disfrutar de este popurrí, que sin duda es de lo mejor del repertorio, especialmente la cuarteta q hace un símil entre los partidos políticos, sus posturas y las botellas… Y al final todas a la basura!!! Muy bueno.

Y para terminar, la comparsa Los Trimilenarios. Una comparsa que no ha dejado indiferente, puesto que a pesar de ser los últimos, ha dejado muy buena sensaciones en el teatro. Voces al unísono, repertorio trabajado y contundencia en las letras. Actuación muy completa.
Un primer pasodoble ha sido un descripción de lo que sufren los refugiados en el mar, contándolo como si del cuento de “La lechera” se tratara. Fuerza de futuro la que deben traer para aguantar tanta barbarie. El segundo de despedida, con sus sentimientos hacia el teatro por bandera, pero con un fondo de crítica hacia la valoración negativa que supone venir de fuera de la tacita.
Cuplés desiguales, haciendo alusión a la vuelta de Ares en el primero, y mucho mejor el segundo haciendo un guiño al jurado para entrar en semifinales.

Sabíamos que el concurso este año venía fuerte y es sin duda latente en cada agrupación que pisa las tablas. Mañana noche de cuchillos largos. Disfruten.

About Lydia Orellana

Check Also

foto

Primera semifinal con sabor a final

Primer dia de Semifinales de este inolvidable COAC 2016, unas semifinales que bien podrían ser …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies